El complejo mecanismo. Última parte

Diego Starosta

Quien escribe suele describir la intuición que indica por dónde ir, pero que no da más precisiones que esa, como una brújula que indica el norte y que, entonces, uno va. Starosta tenía ideas sobre qué quería implementar y experimentar, así como aquello que esperaba lograr. Pero, como en todo proceso, el nivel de intencionalidad tenía un límite y sólo la visión en retrospectiva le permite rastrear y otear mejor el recorrido.

Leer nota completa El complejo mecanismo. Última parte

El complejo mecanismo. 2da parte

Diego Starosta

Para 1994, Starosta iniciaba un período nuevo. Ya en soledad, buscaba un espacio literal y metafóricamente. Le tiraba la docencia y, a su vez, necesitaba un lugar y un grupo con quien pudiera intentar experimentar las inquietudes que la época y lo que absorbía le transmitían y plasmar obra. Nacía, entonces, hacia 1996 El Muererío Teatro.

Leer nota completa El complejo mecanismo. 2da parte

El complejo mecanismo. 1ra parte

Diego Starosta

Es un viernes de diciembre de 2011 en el barrio de Palermo, en el estudio de El Muererío Teatro, ese espacio teatral (en sentido amplio) fundado por Diego Starosta, el día de la entrevista no hay nadie salvo el dueño de casa. La energía del lugar a quien escribe siempre le ha parecido peculiar; pujante y llena en la presencia de cuerpos, disponible pero no vacía cuando no transcurre el silencio – como si un resto de aquello que transitó siguiera dando vueltas por ahí -. La excusa para la charla es que El Muererío cumple 15 años, aunque el derrotero – tomando prestada una palabra que Starosta usa en otros textos – para su fundador haya comenzado antes.

Leer nota completa El complejo mecanismo. 1ra parte

Sucedió en Rafaela. Última parte

Marcelo Allasino

Marcelo Allasino no tenía en sus planes ser director de teatro ni ser el director artístico de un festival cuando estaba creciendo… de hecho, nada más alejado para el purrete que soñaba con estudiar ingeniería genética o física nuclear. Pero, algo se cruzó en el trayecto durante su adolescencia, una obra de teatro de concientización sobre las drogas, y al año siguiente Allasino ya estaba sobre el escenario y no se iba a bajar más.

Leer nota completa Sucedió en Rafaela. Última parte

Sucedió en Rafaela. Primera parte

Marcelo Allasino

La gente suele suponer (o, si se quiere, no es inusual que lo haga) que armar un festival, sobre todo uno de artes escénicas, es sólo programar las obras que habrán de participar. Con ese criterio, todos los festivales se parecerían y se olvidaría que cada ciudad tiene sus peculiaridades, que no todos los públicos reaccionan de la misma manera o expresan las mismas necesidades, que los espacios específicos de cada geografía presentan tanto limitaciones como potenciales creativos.

Leer nota completa Sucedió en Rafaela. Primera parte

Preguntas de inicio de década

Hace diez años, el país era otro y era el mismo. Para finales de 2001, me andaban pagando en Lecops o Patacones, cuando no me querían arreglar con algún canje (en un laburo, me ofrecieron pagarme parte del honorario en pilas). Hace diez años, culminaba una década que había hecho hincapié en el individualismo a ultranza, la no-memoria, el no te metás, la deseducación, la despolitización (se hizo carne la noción de “la política no sirve para nada” o, best sellers incluso al día de hoy, “a mi no me interesa la política, yo no hago política”), etc, etc, etc. Era la bisagra de la década que había visto crecer a Bartís, Pompeyo, el Periférico, el Grupo Teatro Libre y su Trilogía del Horror, Spregelburd, Szuchmacher y otros varios que pido disculpas si ofendo por no mencionar, sin que ello les quiera quitar importancia. Fue la bisagra que vio nacer a Proteatro y del sistema de casas teatro convertirse en la norma.

La cuestión es que la lista es larga, y supongo que cada uno tiene su granito de arena para aportarle, así como que la cosa es qué nos espera de acá hacia delante. Porque hay muchas cosas que

Leer nota completa Preguntas de inicio de década

“Beatriz, la historia de una mujer inventada”: Memorias y un abrazo

Beatriz es una mujer que es muchas. Beatriz es muchas ella misma, porque fue niña, joven, adulta y anciana. Beatriz nació, como decía Dickens en “David Copperfield”, y en algún momento muere.

En un espacio vacío, está sólo siempre Beatriz, siendo ella y los otros. ¿Los imagina? ¿Los recuerda? ¿Son fantasmas? ¿Acaso es siempre la misma figura que se transforma porque los vemos a través de sus ojos? Ocupa y rellena huecos dejados por los demás con su propia fuerza e imaginación, mezclada con resignación.

Una vida que no es exactamente la que se deseaba: ella dueña de un comercio, su marido mozo. La plata siempre justa, las hijas que crecen y se van. Lo que queda es la soledad de la rutina. ¿Qué pasó con el amor? ¿Qué pasó con los sueños? A Beatriz la invade la melancolía permanentemente. El negocio la absorbe, pero también es el escape, la compañía, el refugio.

Laura Pagés se evidencia, en determinado momento, como la titiritera. Beatriz es un títere, pero también alguien que podría ser cualquiera. Siempre conocemos alguien como ella, podríamos ser nosotros mismos… Quizás por eso (o porque, no sé, quizás se me antoja o necesito verlo así), en

Leer nota completa “Beatriz, la historia de una mujer inventada”: Memorias y un abrazo

1er Encuentro de la Red de Teatros Españoles de América: Fabricantes de tiempos mejores. Segunda parte

El día 2 del encuentro tuvo por protagonistas a las presentaciones del vicepresidente de la Red TEA, Rodrigo Arribas, y los miembros de la Red Escena (la Red Española de Teatros, Auditorios, Circuitos y Festivales de Titularidad Pública) Francisco Flor Hernández y su actual presidente, Gerardo Ayo Meabe. La idea en este último caso tenía que ver con exponer las experiencias de una red que abarca toda España ahora, pero que se construyó a partir del esfuerzo de años. En el caso de la presentación de Arribas, se relacionó con la propuesta de un plan de trabajo integrando el trabajo de compañías teatrales con el municipio, combinando formación artística con formación de espectadores, de esa manera cumpliendo un doble rol.

Leer nota completa 1er Encuentro de la Red de Teatros Españoles de América: Fabricantes de tiempos mejores. Segunda parte

“Yo soy Fijman”: Buscando a Fijman

Lo que queda de uno cuando uno ya no está es lo que los demás recuerdan. El uno de verdad, el original, ya se fue, y lo que lo sobrevive es el relato, la memoria, a veces la leyenda. Uno pasa a ser un personaje y, como tal, se trasciende a sí mismo y se transforma en otra cosa. Si el relato es bueno, en algún punto, ¿importa realmente si uno existió? Por eso también la importancia de un buen relato y de que no hay narradores inocentes…

Tenemos a cuatro personajes en escena (escena en la que estamos todos distribuidos al estilo tertulia, en mesas y con correspondientes copas de vino servidas; para los abstemios, bebidas sin alcohol): dos hombres que plantean haberse puesto la labor de escribir una obra sobre el poeta Jacobo Fijman, un músico y un personaje femenino que sobrevuela cual fantasma el espacio interviniendo periódicamente; hay otro también que hace apariciones y se ubica más en el registro de narrador, del “contador de historias”, pero también de una suerte de entrevistado por un invisible periodista (el también poeta y amigo de Fijman, Vicente Zito Lema). La descripción está acá simplificada,

Leer nota completa “Yo soy Fijman”: Buscando a Fijman

1er Encuentro de la Red de Teatros Españoles de América: Fabricantes de tiempos mejores. Primera Parte

Segunda mitad del siglo XIX. En medio de una situación política todavía inestable, la economía de lo que terminará de conformarse en las décadas que quedan como la República Argentina comienza su expansión. Buenos Aires y New York se convierten en los puertos más buscados por los migrantes. En el primer caso, si bien llegan también irlandeses, franceses, polacos, rusos, serbios demás, los inmigrantes son, principalmente, españoles e italianos. Están los que se quedan en Buenos Aires y aquellos que se van distribuyendo por el territorio. Se multiplican las nuevas ciudades fundadas oficialmente. Poco tiempo después de las fundaciones, aparecen las asociaciones de socorro mutuo; la necesidad nuclea. A su vez, al poco de crearse estas sociedades, se suele construir un teatro…

[Show as slideshow] 1234567

Antes que el club social y deportivo, existe el teatro. En el caso de los teatros españoles, al menos los distribuidos por la provincia de Buenos Aires, son

Leer nota completa 1er Encuentro de la Red de Teatros Españoles de América: Fabricantes de tiempos mejores. Primera Parte

Archivos